viernes, 24 de octubre de 2008

Una osa ataca a un cazador en el Pirineo Catalán

EFE VIELHA

El gobierno de Aran ha lamentado hoy el ataque de un oso a un cazador en la población leridana de Les y ha informado de que el Síndic de Aran, Francès Boya, ha exigido la retirada de todos los ejemplares de osos que hay en Vall d'Aran.

Según han informado fuentes del Conselh Generau d'Aran, el cazador herido, Luis T., que ha sido mordido en una pierna esta mañana y ha sufrido arañazos en un brazo, ya ha sido dado de alta tras recibir siete puntos de sutura, es un vecino de Les, jubilado, que participaba esta mañana en una batida de jabalís en la montaña de Portet, a unos 1.200 metros de altura.

En un comunicado, el gobierno aranés señala que considera prioritaria la seguridad de las personas en la montaña "por encima de una convivencia con los osos que hoy se ha puesto en entredicho de manera incontestable".
La osa que ha protagonizado el ataque ha sido identificada como Hvala, que llegó al Pirineo en la última reintroducción del 2006.
Petición de tranquilidad.
La conselleria de Medi Ambient ha pedido hoy "calma" tras el ataque y ha advertido que antes de tomar cualquier decisión se tienen que analizar con profundidad las causas del asalto sufrido este mediodía por el cazador.

La directora general de Medio Natural de la conselleria de Medi Ambiente, Núria Buenaventura, ha lamentado estos hechos, ha enviado un mensaje de calma y ha pedido que no se tomen "decisiones en caliente".

En este sentido, ha remarcado que en 12 años este ha sido el primer ataque de un oso a un humano, lo que cree que demuestra que el hecho de que un plantígrado ataque a un humano "no es normal" y supone un hecho "muy extraordinario".
Batidas en la zona
Hasta entonces, los agentes rurales ya han iniciado batidas en la zona donde se ha producido el ataque --en la montaña del Portet, a unos 1.200 metros de altura--, para tratar de localizar a la osa y descubrir si esta sufre algún tipo de herida que pueda justificar su comportamiento violento.

Además, la Generalitat también quiere conocer la versión del cazador afectado, un vecino de Les ya jubilado, que ya ha sido dado de alta tras recibir siete puntos de sutura en una pierna y otros siete puntos en un brazo.

Los expertos recomiendan mantener el silencio
Según ha informado el Conselh Generau, al parecer, el cazador, que se encontraba solo acompañado por su perro, vio a un gran oso pardo que pasaba frente a él, a tan solo dos metros de distancia. El hombre empezó entonces a proferir todo tipo de gritos con el objetivo de asustar al plantígrado y evitar que se le acercara.

Sin embargo, la osa, lejos de distanciarse, se abalanzó sobre el cazador, al que arañó con sus grandes zarpas en un brazo y posteriormente le mordió en una pierna.

El cazador pudo finalmente parar el ataque y zafarse del acoso del plantígrado, al que asustó disparando dos veces al aire con su escopeta de caza.

Según Buenaventura, los expertos recomiendan que cuando se esté frente a un oso se mantenga el silencio para no asustar al animal y se hagan movimientos con los brazos para ganar corpulencia y así desistir al plantígrado de un posible ataque.

http://www.elperiodico.com/default.asp?idpublicacio_PK=46&idioma=CAS&idnoticia_PK=555372&idseccio_PK=1050

-------------------------------------------------------------

Bueno, y ahora mis reflexiones sobre esta noticia: Cazadores 8 - Osos 1


Hace decadas que no se producía ningún "ataque" de un oso en el Pirineo, mas que nada porque hay muy pocos osos. Pero en cambio si que se han producido ataques de cazadores a osos. Por lo visto somos mas agresivos que los animales salvajes.

2 comentarios:

Jordi dijo...

Me he encontrado personalmente, cara a cara, en tres ocasiones con los "osos" de la zona del valle de Aran, la más antigüa hace ya más de 15 años, um oso realmente autóctono en la zona del "vall d'Urno". Y mi actitud fu simplemente quedarme de pié, y quieto como una estatua. Los animales simplemente me ignoraron. Nada de zarandeos ni mover las manos, ni mucho menos agitarme o gritar. Aunque si tengo que reconocer que la primera vez (buscando setas) me quede agazapado en el suelo y machete en mano, pero fue igual, el oso, u osa paso a mi lado, me olisqueo y se marchó. Nunca se mostraron agresivos u hostiles, aunque tampoco les vi nunca con camadas. Y por proteger la prole, se hace cualquier cosa, aunque de entrada lamentando las heridas sufridas por el cazador, me parece poco daño ante la fuerza que puede tener un plantígrado de 150 Kgms.

Medved dijo...

Jordi, eres una afortunado, ya que vistes a uno de los dos últimos muertos vivientes del Pirineo Central. A esos nadie habría pensado en capturarlos en una situacion parecida, simplemente se lamentaria el incidente y se pondrían en marcha medidas de concienciacion entre los cazadore. El problema es que es una osa reintroducida...

Es una pena que los cazadores que acostumbran a toparse con osos en el Pirineo no sean tan sensatos como tu, o como los de la Cordillera Cantabrica. Ayi cuando mas osos se ven es en las batidas, y hace años que no se mata ni se dispara a uno, y mucho menos ha habido incidentes.

Un saludo Jordi, y gracias por compartir tus encuentros con nosotros!