domingo, 13 de junio de 2010

Una ballena gris avistada cerca del puerto de Barcelona

El cetáceo errante


Localizada una ballena gris en el Mediterráneo, donde se dio por extinguida en 1700 - De Israel viajó a Barcelona


No debía estar ahí. Eso que se acercaba al puerto de Barcelona el 30 de mayo de ninguna manera podía ser una ballena gris. "Nos avisaron de un barco diciendo que habían visto un cachalote, pero no podía estar tan cerca de la costa", recuerda Carla Álvarez, de Submon, un grupo dedicado al estudio del medio marino. Álvarez cotejó la foto que le llegó de la cola del cetáceo y descubrió que 23 días antes había sido fotografiada en Israel. Las manchas de la cola eran las mismas. Y no había duda: era una ballena gris, aunque no aparece en el catálogo mundial de fotos de cetáceos, por lo que se ignora su origen.


La ballena gris, en Israel el 8 de mayo (izquierda), y en Barcelona el 30. Las flechas señalan las manchas por las que se puede identificar al animal en cualquier parte del mundo.- AVIAD SCHEININ / RODRIGO BARAHONA

Álvarez explica que la población atlántica se dio por extinguida comercialmente hacia 1700, debido a la sobrepesca de los balleneros. En el Pacífico sí quedan unos 26.000 ejemplares. "En el Mediterráneo no hay indicios de que haya estado nunca", dice Álvarez, ya que se trata de una especie de aguas frías, por lo que nadie sabe si se está alimentando.


Si viajó de Israel a Barcelona, la próxima parada debe de ser el Estrecho, donde Renaud de Stephanis y los biólogos de Circe la esperan para biopsiarla y ver su origen. "Lo más probable es que sea una ballena del Pacífico norte extraviada. Puede que gracias al deshielo del Ártico cruzara por el norte al Atlántico y que entrase por el Estrecho y esté de vuelta". Si no, si fuera una ballena atlántica... eso sí que sería noticia.